Páginas

26 de enero de 2015

La pluralidad de posturas filosóficas




¿Por qué hay tantas posturas filosóficas distintas?

Tengo dos aproximaciones respecto de esta cuestión.

La primera es que los seres humanos están sujetos al error. Por mucho que nos esforcemos en pensar y razonar correctamente, siempre existe la posibilidad de que nos equivoquemos, ya sea por descuido, por incapacidad, por negligencia o por falta de información suficiente. Incluso las máquinas más precisas pueden cometer fallos. Y está demostrado que la máquina biológica que es nuestro cerebro también comete errores. Esto podría explicar en parte la diversidad de posturas y opiniones.

La única manera de evitar y superar el error sería a través del constante ejercicio del pensamiento crítico a lo largo de la vida individual y de las generaciones venideras. Todas las ideas deben ser tomadas en principio como hipótesis y teorías que hay que analizar rigurosamente de acuerdo a la lógica y las evidencias empíricas.

La segunda respuesta es que las ideologías y las doctrinas no suelen ser producto exclusivo de la razón. Se supone que la razón debe ser el criterio y fundamento de la filosofía, pero lo cierto es que las ideas también surgen como consecuencia de emociones, sentimientos, deseos y necesidades. Muchas creencias están influidas o directamente basadas en aspectos sentimentales. Teniendo en cuenta la gran diversidad del espectro sensitivo, eso explicaría la diversidad de teorías que encontramos.

Existe la hipótesis de que algunas doctrinas filosóficas son meras racionalizaciones de creencias previas, prejuicios, traumas o preferencias personales, y no son producto del examen racional. Por esto habría tanta variedad. Si bien, pienso que apenas se puede equiparar con la diversidad que encontramos en otros ámbitos no-racionales por definición como son la estética y la religión. La razón tiende a la unidad de la lógica, mientras que lo empírico-sensitivo es de naturaleza plural.

En conclusión, dado que no somos seres exclusivamente racionales, tenemos que aceptar inevitablemente nuestra naturaleza sensitiva. Y ser racionales, o razonables, no significa anular o marginar las emociones. Ser racional consiste en aceptar que nuestros sentimientos también sirven para concer el mundo, al mismo tiempo que nos esforzamos por asumir que la razón es el criterio objetivo que debe validar la información de nuestros sentidos. Sin razón no hay conocimiento. Sin razón sólo habría experiencia del mundo y nada más.

20 de enero de 2015

Paquito, el puñetero

Ya sabemos de sobra que algunos religiosos agreden a otras personas por considerar que han ofendido sus creencias (o que han ofendido a no sé qué dios). Hace poco asesinaron a doce personas a sangre fría en París. Por poner un ejemplo reciente, de entre otros muchos. Paquito no nos cuenta nada que no sepamos todos ya.

Esas frases pertenecen a un discurso mucho más amplio que trata sobre los "limites de la libertad de expresión", es decir, que está explicando su postura, como líder sectario, acerca de este tema. Y ha dicho explícitamente que, según su criterio irracional, un límite a esa libertad estaría establecido en las creencias religiosas. Por tanto, él considera que vulnerar ese límite justifica ser agredido por los religiosos. No se está limitando a describir lo que hacemos (en ningún caso yo agredería a nadie simplemente por haberme insultado o haberse burlado de mis ideas, ni considero que tal agresión esté moralmente justificada) sino que está sermoneando sobre lo que debemos hacer y lo que no debemos hacer.

Amenazar a alguien con agredirle sólo porque te ha insultado (o tú consideras que te ha insultado) es violencia en forma de venganza. Y lo que dice Paquito es que es "entendible" que vayamos por ahí agrediendo físicamente a la gente sólo porque nos resulta desagradable lo que dicen. Decir esto es una expresión de fomento y tolerancia hacia la violencia.




Paquito dijo que el límite de la libertad de expresión debe reprimirse en la burla hacia las creencias religiosas. Simplemente porque a él le da la gana. Ningún derecho, ninguna razón moral, justifica reprimir la burla hacia las creencias religiosas. Y también dijo que si no nos callamos entonces nos dará un puñetazo. Se puso del lado de los terroristas que agreden a aquellos que consideran que han ofendido a la religión. Hay una evidente diferencia de grado entre un puñetazo y una pistola, pero es la misma violencia.

Bueno, ¿y por qué diantres tendríamos que reprimir la burla? ¿Eso por qué? ¿Porque Paquito le da la gana? No, hombre no. Lo que tenemos que erradicar es la violencia. La burla no es violencia. Puede ser quizás molesta o desagradable, pero no es violencia. No se impone a nadie. El humor no es violencia, del mismo modo que la literatura de terror tampoco es violencia. Son géneros de expresión artística que pueden gustarnos más o menos, pero que son meramente representativos y no agreden ni atentan contra los derechos fundamentales de nadie. Si alguien hace una burla de mis ideas, me puede molestar, pero eso no es equiparable ni está en la misma categoría que una agresión física. La agresión física es violencia. 

¿Por qué se supone que tenemos que ser comprensivos con la agresión pero no con la burla? ¿Acaso no es habitual que la gente se burle de las ideas de otros o incluso de otras personas? Es algo totalmente cotidiano y humano. Si comprensivos tenemos que ser con la naturaleza humana y su agresividad innata entonces ¿por qué no ser comprensivos con la burla en lugar de con los puñetazos? La burla puede ofender un sentimiento, pero nada más. Un puñetazo puede herir o incluso matar a alguien. Es evidente, de nuevo, que los religiosos valoran más sus creencias que el respeto por las personas y sus derechos, empezando por su derecho a la seguridad y la integridad física.

El Papa ha querido posteriormente "aclarar" sus declaraciones, que lo único que nos aclaran es que se reafirma en su postura:
«Yo no puedo insultar, provocar a una persona continuamente porque corro el peligro de que se enfade y corro el peligro de recibir una reacción injusta. Es algo humano‘, afirmó hoy el pontífice argentino en el vuelo de regreso a Roma. ‘La libertad de expresión tiene que tener en cuenta la realidad humana y tiene que ser prudente‘, agregó, citado por la agencia de noticias EFE.»

Aunque luego él añadiera que la agresión es "injusta" eso no anula todo lo demás que expresó en favor de la violencia y la represión religiosa contra la libertad de expresión. No se retractó de nada de lo que dijo anteriormente. 

Da igual que alguien afirmara, por ejemplo que violar mujeres es una acción injusta si a continuación añadiera que él va a seguir violando mujeres, que es "comprensible" que violemos mujeres y que debemos respetar a aquellos que violan mujeres. Aunque esa persona reconozca que eso está mal, todo lo demás que ha expresado es una aprobación y fomento en favor de la violación. Mucha gente dice: "sí, está mal, pero...." y a continuación busca excusas para justificar lo injustificable.

Por analogía; si afirmamos que el canibalismo es injusto para luego decir a continuación que el canibalismo es "comprensible" porque hay gente a la que le gusta comer carne, y que debemos "entender" que haya gente que mate a otra para comérsela, es fomentar el canibalismo. Es ser tolerante con el canibalismo y frivolizar con el asesinato. Eso es lo que es. 




De hecho, ese tipo de declaraciones que ha hecho Paquito me recuerdan a quienes dicen que es comprensible que violen a las mujeres porque van por ahí "provocando" con su ropa o frecuentando determinados sitios que no deberían. ¿También tenemos que "comprender" esto? La violación es algo normal (habitual), por desgracia. Pero ¿acaso la vida de las mujeres tiene que estar limitada por la voluntad de los acosadores y violadores? A mí me parece que rotundamente no. En todo caso, nosotros deberíamos limitar la libertad de esos abusadores hasta que aprendan a respetar a las mujeres.

Lo que dijo Paquito es equivalente al hecho de advertir a las mujeres que tengan cuidado en determinadas situaciones o con determinados individuos que podrían agredirlas sexualmente. Pero no; no es eso. Lo que él ha dicho es exactamente equivalente a decir que es "comprensible" que si vemos a mujeres vestidas indebidamente nos tiremos encima de ellas y las violemos, y que, por tanto, ellas deben vestir o actuar de otro modo para evitar que las violemos. Lo que él ha dicho es equivalente a decir que si ve una mujer indebidamente vestida, él mismo la violará. Eso es exactamente lo que ha dicho, en analogía, con sus declaraciones. Declaraciones propias de un matón y no de alguien que dice seguir a Jesucristo.

Porque, además de la cuestión ética, Paquito demuestra una flagrante hipocresía respecto de la doctrina de Jesucristo, quien explícitamente postula en los Evangelios que debemos renunciar a la violencia, a la venganza [respecto de seres humanos] y que en caso de ser agredidos "debemos poner la otra mejilla", es decir, no responder nunca de forma agresiva ante cualquier ataque. Esto lo dice literalmente, pero luego casi todos los cristianos interpretan de forma arbitraria los textos y hacen lo que les da la gana, como ha demostrado Paquito.

El derecho a la libertad de expresión únicamente se puede limitar justificamente en casos excepcionales cuando esa libertad se usara para violentar algún derecho fundamental de las personas. Pero las creencias no tienen derechos. Y ninguna persona tiene derecho a que los demás no se burlen de sus creencias, sean cuales sean. La burla no atenta contra ningún derecho moral.

El derecho a tener una religión jamás justifica que esa religión se imponga en modo alguno a los demás. Limitar la libertad de expresión (o cualquier otro derecho fundamental) en función de las creencias religiosas es imponer la religión a los demás que no profesan dicha religión. La prohibición de la burla a la religión (la denominada blasfemia) es una creencia religiosa y no se puede justificar moralmente.




Tenemos derecho a expresar nuestra opinión sobre la religión, aunque a los religiosos no les guste. Los derechos individuales no dependen de lo que unos cuantos les guste o les deje de gustar.

Y repito de nuevo que si Paquito fuera un mínimo de coherente con la doctrina del cristianismo, habría condenado enérgicamente la violencia, y animado a la gente a que siguiera el ejemplo de Jesucristo y no respondiera en forma agresiva a las agresiones, en lugar de haber fomentado la violencia y frivolizar sobre ella. Quien se dice seguidor de Jesucristo, que además se erige a sí mismo como "guía" y autoridad religiosa, ha reconocido que lo que Jesuscristo hiciera y dijera se lo pasa por el forro.


Artículos relacionados:
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...